Lo que tenemos construido para “El horóscopo” 1977 (los signos del zodíaco) es lo siguiente: la biblioteca de Velázquez; “Geórgicas” de Virgilio, el primer libro imitación de los “Faenomena” de Arato que fueron comentados por Hiparco; los hijos de la ninfa Rodos; la conjunción; Cristóbal Colón; el vicario Nicolás Melchor Szebeni; el “Arenario” de Arquímedes; Gerardo; “Hudibras” de Samuel Butler; Carlos de Sigüenza y Góngora; Pico della Mirandola que estaba contra la astrología; “Las tentaciones de San Antonio”, tema predominante a partir del siglo XV debido a la astrología y a la brujería; Seleuco y el emperador Otón; Paracelso; y la edad oscura de la medicina en Europa. Tiberio, en el año 16, expulsó a los astrólogos de Italia, dejándoles regresar con la promesa de que no ejercerían más su arte; el astrólogo Sila, consultado por Calígula acerca de su horóscopo, le anunció como próxima e inevitable una muerte violenta; y algunos astrólogos habían predicho tiempo antes a Nerón que algún día se vería destituido. En el primer libro de las “Geórgicas” de Virgilio, que está inspirado en Lucrecio, hay una imitación de los versos de los “Faenomena” de Arato, en lo que se refiere a la descripción de los signos del zodíaco y el sol. Nicolás Melchor von Hermannstadt, el vicario Nicolás Melchor Szebeni, estaba de astrólogo en la corte del rey Ladislao, rey de Hungría y Bohemia, después de 1490. En el “Arenario”, Arquímedes describe cómo calculó el ángulo que ocupa el sol en el zodíaco, aceptando la hipótesis clásica en el mundo griego de que el mundo es esférico y que el zodíaco es uno de los círculos máximos de esa esfera. Además, Carlos de Sigüenza y Góngora, nacido en Méjico en 1645 y muerto en Méjico en 1700, fue un sacerdote jesuita y polígrafo mejicano. Fue catedrático de Astrología y Matemáticas en la Universidad de Méjico, cosmógrafo real y examinador de astilleros. Sus escritos abarcan los campos más diversos. Tiene hasta un poema heroico sobre Hernando Cortés. Y en su libro Disputationes adversus astrologiam divinatricem, Giovanni Pico della Mirandola presenta argumentos contra la práctica de la astrología que han tenido una enorme importancia durante siglos, hasta nuestras fechas. Está influido por su admirado San Agustín de Hipona y por su maestro, Marsilio Ficino, que también era astrólogo. Y el tema de “Las tentaciones de san Antonio” predominó a partir del siglo XV, debido a las doctrinas astrológicas y a la práctica de la brujería, muy en boga en la época. Las representaciones más frecuentes son aquéllas en que el santo suele aparecer atormentado (Sassetta, Lucas de Leiden), o arrebatado por los aires por los demonios (Lucas Cranach, el Bosco), o acosado por las tentaciones carnales (el Bosco, Veronés, Teniers, Valdés Leal, Ricci, Watteau).

Religión de mañana. Oremos. Oh Dios, que bajo el admirable Sacramento nos has dejado un recuerdo de tu Pasión: te pedimos nos concedas venerar de tal modo los sagrados misterios de tu Cuerpo y Sangre, que sintamos continuamente en nuestras almas el fruto de tu redención. Señor, que vives y reinas con Dios Padre en unidad del Espíritu Santo, Dios por todos los siglos de los siglos. Amén.

Omnipotente sempiterno Dios, que gobiernas a la par cielos y tierra: escucha benignamente las súplicas de tu pueblo, y concédenos la paz en nuestros días. Por N. S. J. C. …

¡Oh Dios!, que por la fecunda virginidad de Santa María diste al humano linaje los premios de la eterna salud: rogámoste nos concedas que experimentemos la intercesión de Aquélla por quien merecimos recibir al Autor de la vida, N. S. J. C., tu Hijo: Que contigo…

Receta de mañana. Repollo al natural. Se escoge un repollo blanco y tierno de unos tres kilos y se pica menudito quitándole los troncos; en una olla se ponen 75 gramos de manteca de cerdo, el repollo picado y un poco de sal, se tapa bien, se pone al fuego lento y se deja que muy lentamente se vaya haciendo en su propio jugo. Cuando está muy tierno y ha consumido todo el agua que suelta, se sazona de sal y pimienta y se le exprime el jugo de un limón. Se sirve en legumbrera.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s