Lo que tenemos construido para “La novela” 1982 es lo siguiente: la “Novela de Alejandro”; Madeleine de Scudéry; “Manon Lescaut”, del abate Prévost; Carlo Coccioli; Vitaliano Brancati; Lewis Wallace; Hans Fallada; Uwe Johnson; “El rojo y el negro”, de Stendhal; Fernando Namora Gonçalves; Norman Mailer; William Somerset Maugham; el eufuismo; Stuart Cloete; Octave Feuillet y la novela folletinesca; Edward Bulwer Lytton; Georges Bernanos; Jozsef Eötvös; Paul de Kock; Marek Hlasko; Boris Pilniak; Herman Joachim Bang; Erskine Caldwell; Waclaw Berent; Graciliano Ramos; Valentin Kataiev; Carl Jonas Almqvist; Lajos Tolnai; Paul Martin Moller; Charles Brockden Brown; Enoch Arnold Bennet; Arnold Zweig; Archibald Joseph Cronin; Alfred Döblin; Susan Edmonstone Ferrier; Etienne de Sénacour; Jules Sandeau; John Braine; Anna Langfus; Józef Ignacy Kraszewski; el Corpus Iuris Civilis, y las novelas de Justiniano y Teodosio II; la novela de aventuras; la novela psicológica; la novela realista; la novela sentimental; la novela social; y Rousseau. Truman Capote; Rémy de Gourmont; Edward Morgan Forster; Ljuben Karavelov; Afranio Peixoto; Ernst Wiechert; Louis Henson; Georges Duhamel; Antonio Fogazzaro; la novela bizantina; Romain Gary; Elizabeth Gaskell; Dmitri Vasílievich Grigórevich; Hermann Conradi; William Black; Clara Viebig; Robert Prutz; Jakov Ignjatovic; y William Gilmore Simms. Octave Feuillet (1821-1890) fue un escritor de novelas por entregas, muy populares. El término “folletín” procede de su apellido. Étienne Pivert de Senancour (1770-1846) fue un escritor francés, discípulo de J.-J. Rousseau. Fue un precursor del romanticismo con su novela “Obermann” (1804). La novela sentimental son narraciones de carácter emotivo que se desarrolla durante el siglo XV. La novela social es un género narrativo que centra sus descripciones en la vida de seres humanos en cuanto pertenecientes a un grupo o clase social. Edward George Bulwer-Lytton, barón Lytton (1803-1873) fue un político y escritor británico, autor de numerosas novelas históricas. Boris Pilniak (1894-1938) fue un novelista soviético, que trató de compaginar su enfoque eslavófilo con los dictados de la política. Carlo Coccioli, nacido en 1920, es un novelista italiano, que militó en la Resistencia y empezó a publicar sus obras al término de la Segunda Guerra Mundial. Además, los árabes llaman a Alejandro Magno, Iskander de los dos cuernos. Este apodo le fue dado en recuerdo del culto egipcio a Zeus-Amón cuyo símbolo era un carnero y del que se aprovechó Alejandro. Le identificaron a un héroe nacional himiarita prehistórico, Dhu’l Qarnaín, cuyo nombre quiere decir también “el cornudo” (pero en este caso fue porque su tribu llevaba unas trenzas muy extrañas). La mezcla de las aventuras de estos dos personajes dio origen a la extraordinaria “Novela de Alejandro”, colección de cuentos y de mitos tan desenfrenados como los de “Las mil y una noches” en los que se puede leer que Dhu’l Qarnaín conquistó ciudades cuyas murallas de cobre o de bronce “eran tan brillantes que para no quedarse ciegos sus habitantes llevaban máscaras”. Y Vitaliano Brancati fue un escritor italiano (1907-1954), autor de novelas como “El amigo del vencedor” y “El bello Antonio”. Y Paul de Kock fue un novelista francés (1794-1871), autor de “El hijo de mi mujer”, “El señor Dupont”, etc. Y Valentin Kataiev fue un escritor soviético nacido en Odesa en 1897, autor de las novelas “Los disipadores”, “El hijo del regimiento”, “El viento de invierno”, etc. Y Lajos Tolnai es el seudónimo de Lajos Hagymássy, novelista húngaro (1837-1902), autor de “Los dueños”. Y Arnold Zweig fue un novelista alemán (1887-1968), autor de “El sargento Grischa”. Y Jules Sandeau fue un escritor francés (1811-1883), autor de la novela “La señorita de la Seiglière”.

Receta de mañana. Patatas con bacalao. Se pone a remojo un cuarto de kilo de bacalao la víspera. Se ponen a calentar cuatro cucharadas de aceite y se echa un diente de ajo hasta que se dore. En este punto se echan dos cucharadas de cebolla, se deja rehogar y se agrega el bacalao en trozos y limpio de escamas. Se deja estofar un poquito y se echa todo sobre dos kilos de patatas cortadas en trozos y colocadas en una cacerola. Se pone ésta sobre la lumbre y se rehoga, añadiéndoles media cucharada de pimentón dulce. Se mueven de vez en vez para que no se agarren y cuando están bien rehogadas se cubre ligeramente de agua y se dejan hervir despacio. A medio cocer se agrega una cucharada de harina tostada, se sazona de sal y pimienta y se dejan cocer hasta que estén muy tiernas.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s